Al hilo del anterior post escrito a finales de la semana pasada, hoy he de deciros que he mejorado un poco, cambio de acordes de C a Em con un poco menos de torpeza, estoy ensayando ya la intro de Somewhere over the rainbow con menos que más soltura. No obstante ya siento que los dedos se me están haciendo al instrumento, es más el otro día al echarme a do

rmir noté como se me dormía solamente la mano izquierda y las yemas de los dedos… fue algo cósmico.

De todas formas os cuento algunas de las cosas que he leído en blogs especializados, como este…

Hay un post de consejos para principiantes en Got a Ukulele y precisamente hablan de esto… parafraseo un poco la traducción

Consejos para principiantes de ukelele:  ¡AY! Me duelen los dedos!

Probablemente una de las mayores barreras para los nuevos principiantes de ukelele que nunca antes hayan tocado un instrumento de cuerda: suelen ser los dedos doloridos.

No pueden sugerirnos mucho para pasar el dolor, es algo por lo que tenemos que pasar sí, o sí. Lo mas probable es que nos salgan callos o ampollas en las puntas de los dedos de tus manos al presionar las cuerdas del ukelele, y también podemos tener calambres o dolores en la mano al hacer formas de acordes. Esto último también es perfectamente natural: estás haciendo que tus dedos tomen y mantengan posiciones a las que no están acostumbrados, tus músculos y tendones necesitan aprender y fortalecerse.

Nos animan a que sigamos y no abandonemos y nos instan a dan unos consejos:

  1. ¡Practica! Obviamente, sigue trabajando para endurecer esas yemas de los dedos y fortalecer tu mano. Si el dolor es intenso, intenta practicar por menos tiempos pero con mayor frecuencia. ¡Practicar solamente una vez a la semana hará que el trabajo sea duro y largo!
  2. Busca otros ejercicios de fortalecimiento: algunas personas usan unos artilugios que emplean los alpinistas fortalecer sus dedos, al respecto he encontrado esto y esto. Estan bien para practicar si no estamos tocando el ukelele. También nos recomiendan amasar masa de pan o de pizza. Personalmente creo que una pelota de anti-estrés nos puede servir.
  3. Estiramientos: además de aumentar la fuerza, necesita que su mano de contacto sea flexible. Cuando no estés tocando tu uke, intenta introducir estiramientos de dedos en tu día con la mayor frecuencia posible.
  4. ¡No te toques las ampollas!  Es posible que aparezcan ampollas en la punta de los dedos que son antiestéticas y doloridas. ¡No los revientes! Las personas que tocan cualquier instrumento de cuerda suelen tener callos más duros en la punta de los dedos, así se evitan las ampollas. ¡Resiste!

Realmente se trata solo de romper la barrera, y cuando lo hagas, olvidarás el dolor y apenas sentirás las cuerdas mientras tocas.

¡Hazlo! ¡El ukelele lo vale!